¿Es necesario que siga una dieta concreta?

Algunas recomendaciones alimenticias se basan en un estudio realizado con los esquimales. Éstos padecen menos poliartritis reumatoide y, si alguno la padece, será menos grave. Ahora bien, su alimentación es muy rica en aceites y pescado y, por tanto, rica en ácidos grasos.




En teoría, enriquecer su dieta con pescados grasos (sardinas, caballa, atún, salmón, etc.), en aceite de borraja o de onagra podría resultar beneficioso, aunque en la actualidad no existen pruebas científicas que permitan afirmarlo de forma categórica.

¿Es necesario excluir determinados alimentos?

Se piensa que algunos alimentos podrían ser el origen de un brote de la enfermedad.

Algunas dietas proponen excluir directamente los productos como los cereales, los lácteos, las grasas animales o incluso los alimentos cocinados que podrían desestabilizar el sistema inmunitario, es decir, los mecanismos de defensa del organismo.

Estas afirmaciones no se basan en ningún argumento científicamente probado e incluso podrían dar lugar a carencias alimenticias importantes.

Por tanto, se recomienda seguir una dieta equilibrada.

He perdido mucha masa muscular debido a la enfermedad, ¿existen alimentos que me puedan ayudarme a recuperarla?

Cuando la enfermedad conlleva la pérdida del tono muscular, el mejor tratamiento es el ejercicio físico.

Además, es importante mantener una alimentación equilibrada y un aporte proteínico (carne) suficiente.

¿Debo supervisar mi alimentación si tomo medicamentos?

Si se sigue un tratamiento con corticoides, se recomienda adoptar una dieta baja en sal, azúcar y grasas animales (manteca, nata, charcutería, etc.).

En cambio, debe ser rica en proteínas y calcio (lácteos, yogures, etc.) para prevenir una posible osteoporosis.

Actualmente ninguna dieta ha demostrado científicamente mejorar el estado de los pacientes con poliartritis.




Por el contrario, algunas son peligrosas para la salud. No obstante, enriquecer su dieta con pescados grasos, aceite de borraja o de onagra no implica ningún peligro y podría resultar útil a la larga.