Tos infantil

La tos protege al cuerpo al eliminar moco y sustancias irritantes, así como es uno de los síntomas en infecciones y enfermedades del sistema respiratorio como el asma. Se divide en aguda y crónica.

– Tos aguda: La gran mayoría de los niños con breves períodos de tos, tosen debido a infecciones virales en la parte superior del aparato respiratorio. Esta tos aguda, con una duración de una a dos semanas, generalmente se debe al goteo retronasal y a la irritación directa de las vías respiratorias por el virus.

– Tos crónica: Esta tos que persiste más de cuatro semanas es muy común en los niños y sus principales causas son:

  • Tos por asma: En los niños que padecen de asma, la tos es un síntoma común (junto con respiración jadeante y falta de aliento), y en ocasiones el único síntoma que advierten los padres. La tos del asma suele empeorar ante la presencia de infecciones virales, sobre todo por la noche, y por el ejercicio y el aire frío.

•  Tos causada por enfermedades nasales y de los senos paranasales: El goteo retronasal debido a la rinitis o la sinusitis es otra causa común de tos, que puede convertirse en crónica. La rinitis alérgica (fiebre del heno), estacional o durante todo el año, suele ser la causa, y tal vez sea necesario hacer pruebas de alergia. Las infecciones de los senos paranasales pueden persistir por semanas o meses, causando tos, a veces con síntomas nasales mínimos.

•  Tos por causas estomacales y esofágicas: En algunos niños, la tos crónica se debe a problemas en el estómago y el esófago (tubo alimenticio), como el reflujo gastroesofágico asociado con una sensación de acidez.

A menudo, la tos simple durante el día (después de infecciones respiratorias virales) no requiere un tratamiento específico, sobre todo si desaparece en una o dos semanas. Mientras que la tos crónica debe apuntar al tratamiento de la causa que lo origina: El asma, el reflujo gastroesofágico, la rinitis o la sinusitis.

Los pacientes deben ver a un alergólogo / inmunólogo si:

Tienen una tos que dura de 3 a 8 semanas o más.

  • Tienen una tos que coexiste con asma.
  • Tienen tos crónica y síntomas nasales.
  • Tienen tos crónica y consumen tabaco o están expuestos al humo de tabaco